Autor

ceade

Browsing

Para afrontar los problemas frecuentes en tu entorno y para lograr que tus familiares y entorno cercano comprenda tu situación, tú también debes poner de tu parte, es una tarea conjunta. Así pues, tienes que ayudarles a entenderte. Para ellos es difícil ponerse en tu lugar, llegar a comprender lo que la EA puede influir en tu día a día o las limitaciones que puede provocar.

Por ello, queremos darte algunos consejos que pueden ser de ayuda para tener en cuenta en tu día a día y aumentar tu bienestar.

 

Escucha activa

Aunque parece sencillo, no siempre escuchar significa escuchar activamente. En ocasiones oímos, pero no escuchamos. En este caso, para ayudar a que los demás te comprendan, tienes que ser consciente de que estás escuchando. Se trata de escuchar activamente y con conciencia plena.

Existen algunas actitudes que te van a permitir mejorar tu escucha activa:

  • No interrumpir ni valorar las palabras del otro de inmediato. Date tu tiempo para contestar.
  • Dejar hablar a los demás sin anticiparte a lo que te van a decir. No sólo hablas tú, es interesante saber las opiniones de aquellos que aprecias.
  • Consideración y respeto hacia las personas con las que estás hablando.
  • Hacer que la escucha sea parte activa del proceso de comunicación. La otra persona debe sentir que escuchas, para ello es importante también poner atención a la comunicación no verbal, por ejemplo, asentir con la cabeza o mirar a la persona que está hablando.
  • Aprender a escuchar entre “líneas”. En algunas conversaciones es igual de importante lo que dicen que lo que no dicen, debemos estar atentos.
  • No tener una actitud amenazante ni emocional mientras se escucha. Esto puede violentar a la persona que te está hablando.
  • Evitar las distracciones que te puedan hacer perder la atención de la conversación.
  • Escuchar con mayor interés cuando te comunican problemas o alguien expresa sus sentimientos. Es una situación sensible que necesita que la persona perciba que te preocupas por entender lo que te dicen.

 

Ventajas que la escucha activa tiene, tanto sobre quien escucha como sobre quien se siente escuchado:

  • Crea un clima de confianza y cercanía que facilita la comprensión mutua.
  • Se puede comunicar aceptación y aumentar la motivación de quienes participan en la conversación.
  • Se reduce el estrés motivado por diferentes criterios. Escuchar pausadamente ayuda a relajar la tensión y comprenderse mejor.
  • Se aprende del otro.
  • Se facilita la resolución de conflictos.
  • Ayuda a tomar mejores decisiones y con mayor seguridad, ya que te aseguras de que comprendes la postura del otro.
  • Se trabaja mejor.
  • Se gana tiempo para pensar.
  • Se estimula la cooperación entre las personas.

 

Comunicación

Comunicarse es imprescindible. Expresar lo que te ocurre, cómo te sientes, cuáles son tus planes…. En resumen, es la mejor forma de que tus amigos, compañeros y familiares sepan qué hacer, si necesitas ayuda o espacio. No puedes pretender que sepan qué te pasa si no les dices nada, ni les explicas por lo que estás pasando; más, si cabe, con una enfermedad que de un día a otro cambia y tú con ella.

Al principio, no es nada fácil encontrar las palabras para expresar lo que te pasa y comunicar a tu entorno cómo te hace sentir la espondilitis anquilosante, pero con el tiempo irás mejorando y la comunicación será más fluida. Empieza explicando las emociones que menos te cueste expresar o si te sientes cansado o te cuesta hacer algo. Según vayas cogiendo confianza irás hablando de tus sentimientos como la tristeza o la frustración, y también la alegría, el alivio o la positividad cuando vas consiguiendo pequeñas metas, ya que igual de importante es expresar los sentimientos o pensamientos negativos como compartir tus logros y tus avances.

 

Comprensión mutua

Lograr la comprensión mutua, es decir, que tu entorno te entienda y que tú les entiendas a ellos, no es fácil, porque requiere de un esfuerzo intelectual y emocional. No es un proceso sencillo, pero con práctica y tiempo aprenderéis a entender ambas partes.

Debes partir de la base de que cada persona interpreta las cosas de forma diferente, en base a sus conocimientos y su experiencia. Por tanto, la comprensión mutua se produce cuando eres capaz de entender la postura y la forma de ver las cosas de tu interlocutor y consigues asimilar esa conducta y sentimientos como si fueran los tuyos propios.

 

La comprensión mutua implica:

  • La similitud de puntos de vista o de criterios sobre distintos aspectos de la realidad, valores, etc.
  • Entender las particularidades individuales de la otra persona y los motivos por los que hace una cosa u otra, así como ser capaz de prever el comportamiento del otro ante una situación dada.
  • Aceptar el papel de cada uno y las capacidades de cada persona y las propias para desempeñarlo.
  • Empatía: se produce cuando además de comprender a la otra persona, tratas de responder emocionalmente a los problemas del otro, es decir, te sientes como el otro en esa misma situación.

Reflejo: se produce cuando tú también eres capaz de entender y tomar conciencia de cómo te percibe tu interlocutor.

 

Conoce a los profesionales sanitarios que han creado estos contenidos.

Para empezar con la actividad física, es importante que definas tus objetivos y hagas un seguimiento de la consecución de los mismos. Así que, en primer lugar, elige la actividad, junto con tu médico y, si puedes, junto con un profesional fisioterapeuta o experto en rehabilitación que supervise tu trabajo.

La familia puede influir en el curso de tu espondilitis anquilosante (EA). Esta influencia puede ser positiva o negativa, por eso conviene que conozcas cuáles son las situaciones más frecuentes en la relación con la familia cuando tienes EA o cualquier otra patología crónica. Si eres capaz de identificar la situación y el problema, podrás
Una red de apoyo se compone de aquellas personas que forman parte de tu entorno y que te proporcionan ayuda y acompañamiento en tu día a día. La red de apoyo se basa en la familia, los amigos y los compañeros, pero también en los profesionales sanitarios, las asociaciones de pacientes u otras comunidades en
La espondilitis anquilosante afecta a cerca de 500.000 personas en España. Cada año se registran aproximadamente 7 casos nuevos por cada 100.0000 habitantes. El estudio el ‘Atlas de Espondiloartritis Axial en España 2017: radiografía de la enfermedad’, ha recogido la opinión de las personas que viven con esta patología en España y ha registrado cuáles

A veces, puede resultar difícil comprender los términos médicos utilizados por tu médico y otros profesionales sanitarios. Esta guía describe algunos de los términos utilizados frecuentemente cuando se habla sobre la espondiloartritis axial (EsAax), para que te puedas entender a qué se refiere cada uno.

Una de las mejores formas de reconocer cómo te afecta una enfermedad es ser consciente de los síntomas que experimentas. Para ello resulta muy útil llevar un diario con notas para identificar semana a semana cuándo has experimentado un síntoma concreto, en qué parte del cuerpo y cómo es exactamente. Si, además, vas anotando tu
Aunque puedas creer que se trata de un trámite más, la visita al reumatólogo, cuando tienes espondilitis anquilosante, es fundamental. No sólo porque es la persona que mejor conoce tu patología, sino porque es una oportunidad para que valoréis juntos si las recomendaciones que te dio desde tu última visita son las adecuadas para tu
Aprender a gestionar tus pensamientos y emociones te ayudará a cambiar tu visión de la vida con EA. Puede parecer una tarea complicada, pero es posible aprender a manejar las emociones y los pensamientos con una serie de estrategias sencillas. Si, además, consigues aplicar estas técnicas a tu rutina, podrás darle la vuelta a tus